Descarga el proyecto de PGDU

Proyecto de PGDU enriquecido con las propuestas ciudadanas durante la Consulta Pública, enviado a la ALDF por el Jefe de Gobierno para su discusión, dictaminación y aprobación

PLAN CDMX

¿QUÉ ES EL PLAN CDMX?

Un plan para la ciudad

El PLANCDMX es una propuesta para definir el futuro urbano de nuestra ciudad a partir de estrategias y modelos de involucramiento ciudadano.

Este proyecto ha surgido de discusiones dentro del consejo ciudadano CONDUSE y del estudio del ambiente urbano y social de nuestra ciudad por parte del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM. Es así que se ha integrado un acuerdo comprometido con hacer de la Ciudad un lugar donde todos podamos vivir mejor, de manera equilibrada, equitativa, sustentable y justa.

¿Cómo es la ciudad en la que nos gustaría vivir?

¿QUIÉNES PARTICIPAN?

Una planeación participativa

El espíritu de la planeación en este proceso es hacer de la participación social un ejercicio técnico y responsable. La metodología utilizada para la revisión y actualización de este proyecto de visión urbana conlleva un conjunto de retos políticos, operativos y metodológicos, derivados de la multiplicidad de voces e intereses que intervienen en el proceso. Someter al diálogo las demandas y aspiraciones de la ciudadanía con los requerimientos técnico-administrativos y los procedimientos que establece el marco legal, ha invitado a la realización de una amplia estructura de conversación y diálogo ciudadano, acompañado de un riguroso estudio técnico de nuestra ciudad.

Acompañando este ejercicio ciudadano, la UNAM ha logrado construir una visión urbana para la ciudad que queremos y en la que podremos seguir trabajando. Esta visión permite ver nuestra ciudad desde sus retos y oportunidades, proyectarla hacia el futuro que queremos construir para mañana, así como planear acciones y proyectos que hagan de los principios y objetivos una realidad a corto, mediano y largo plazo para todos.

¿DE QUÉ SE COMPONE?

El proyecto está organizado en:

  • 5 PRINCIPIOS RECTORES
  • 5 Realidades urbanas

La estructura del PLANCDMX está compuesta de:

  • QUÉ - Imagen objetivo
  • POR QUÉ - Diagnóstico y pronóstico
  • CÓMO - Estrategias y acciones
  • DÓNDE - Implementación normativa

Y esto enmarcado dentro de 5 PRINCIPIOS.

En todo el proyecto y proceso de participación se vinculan el análisis técnico de la UNAM y los resultados del proceso participativo CONDUSE, logrando un ejercicio que integra de manera permanente la voz ciudadana.

¿POR QUÉ UN PLAN PARA LA CIUDAD?

La Ciudad de México está en permanente transformación y esos cambios demográficos, económicos y físicos suponen retos importantes en la manera en que vivimos y nos movemos en ella. Estos retos incluyen:

  • El crecimiento hacia la periferia a falta de una oferta de vivienda accesible y cercana. Muchos ciudadanos viajan por 2 horas desde sus hogares hasta sus lugares de empleo.
  • Inequidad: diferencias en el abastecimiento de servicios, infraestructura básica, equipamientos y oportunidades de empleo entre delegaciones y barrios.
  • La distribución de los beneficios de la ciudad no es aprovechada de manera equitativa y es importante generar más opciones de empleo y bienestar económico para todos.
  • Existe un desequilibrio entre el desarrollo urbano y el medio ambiente que pone en riesgo el contexto natural que da vida a esta ciudad.
  • La ciudadanía permanece excluida del circuito de toma de decisiones de la Ciudad debido a la ausencia de espacios de participación sustantiva.

¿QUÉ?

IMAGEN OBEJTIVO

La Imagen Objetivo del PLANCDMX proyecta una visión a futuro a partir de las ideas y expectativas expresadas en el CONDUSE, y que se sintetizan en cinco principios rectores:

Habitabilidad

Lugares con mejor calidad de vida es lo que queremos para la ciudad, donde todos satisfaremos nuestras necesidades básicas sin tener que movernos grandes distancias, además del aprovechamiento y mejoramiento de las infraestructuras y sistemas de movilidad sustentable.

Equidad

Queremos una ciudad equitativa, reduciendo las desigualdades sociales, velando porque todos los ciudadanos tengamos servicios, espacios públicos y vivienda digna cercana a los empleos y al transporte público.

Prosperidad

La ciudad que queremos es próspera porque es competitiva a nivel global y es solidaria en el fortalecimiento de las economías locales. Con más y mejores condiciones de empleo se aminora la desigualdad socioeconómica.

Sustentabilidad

Una ciudad más sustentable busca establecer un equilibrio entre el desarrollo urbano y el medio ambiente, reduciendo el impacto negativo a través de sistemas de planificación, educación, preservación y valorización de los sistemas naturales.

Participación

La ciudad que queremos es participativa. A través del diseño urbano se construirá identidad y corresponsabilidad.

El proyecto que nos hemos puesto como meta dirige el desarrollo de la Ciudad hacia un territorio de igualdad en donde todos podamos tener los mismos servicios básicos y espacios públicos que usamos día y noche; una ciudad conectada que reduzca las distancias entre vivienda y empleo, así como nuevas oportunidades de trabajo. Todo esto dando vida y valor a los barrios, a los pueblos, a las colinas y a los espacios de historia e identidad.

La ciudad que queremos es dinámica y está en constante transformación. Por eso, tenemos que hacer que esos cambios favorezcan la diversidad y experiencia ciudadana en diferentes ámbitos espaciales y sociales, a partir de modelos creativos y flexibles de desarrollo, mejorando y creando una visión colectiva que genere orgullo, comunidad e identidad desde el presente para la ciudad que queremos en el futuro.

¿CÓMO?

LÍNEAS DE ACCIÓN

El desarrollo urbano sustentable que propone este ejercicio participativo plantea revisar, pensar y poner en marcha acciones con un enfoque urbano y social que integre el esfuerzo coordinado y complementario de distintos actores, en donde prevalezca el interés social y ambiental en el aprovechamiento de sus espacios e infraestructuras.

Por eso, PLANCDMX identifica y prioriza 17 estrategias y 63 acciones derivadas de talleres, mesas de trabajo y foros del CONDUSE, organizadas a partir de los 5 principios de la visión a futuro que, de manera coordinada, inciden en 5 realidades urbanas de quienes vivimos y nos movemos por esta ciudad. Este modelo plantea los esfuerzos necesarios para que la ciudad que queremos sea una ciudad cercana, justa y barrial, una ciudad de oportunidades, de vida pública y de valor cultural.

Cercana

Recorridos para promover una ciudad más cercana a partir de la organización del desarrollo del transporte público para acercar las viviendas a los empleos, los servicios y los sistemas integrados de movilidad. De esta manera se aprovechará la infraestructura de agua, drenaje y energía eléctrica para ampliar la oferta de vivienda, servicios con comercios locales y espacios públicos. Crearemos una ciudad caminable en donde todo nos quede cerca.

Barrial

Recorridos barriales que dignifiquen colonias y pueblos y reduzcan las diferencias que hoy permean en el territorio. Queremos una ciudad justa y barrial, en donde se garantice el derecho a la vivienda para todos sus ciudadanos, un espacio público de calidad y la protección de la población en situación de vulnerabilidad, así como el respeto irrestricto de minorías y grupos que enriquecen la diversidad de la ciudad. Espacios donde existan los servicios y equipamiento necesario para promover ciudadanía, seguridad ciudadana y fomentar, en su conjunto, una identidad desde el ámbito local.

De oportunidades

Queremos una ciudad de oportunidades que recicle y renueve su territorio y en donde los espacios en desuso cobren vida en beneficio de todos sus ciudadanos. Queremos una ciudad que logre tanto la competitividad a nivel global, como la preservación y fortalecimiento de las economías locales de pequeña y mediana escala, convirtiendo economías contaminantes o desactualizadas en lugares de empleos con nuevas industrias limpias y empleos de creatividad y capital social.

De encuentros

Queremos una ciudad de encuentros, en donde las plazas, jardines, bosques urbanos, centros de barrios y, especialmente, las calles, tejan las colonias y centros de empleo. Queremos un sistema continuo y conectado que dé lugares vivos, reverdecidos y de calidad, porque es en el ámbito público, colectivo, accesible y vibrante donde nos encontramos todos para apropiarnos y participar de manera continua en hacer más y mejor vida pública, de día y de noche en todo el territorio.

Cultural

Desde siempre, es importante que una ciudad mantenga vigente su historia y su cultura desde sus espacios públicos, monumentos y barrios. Estos lugares constituyen valores tangibles e intangibles que son el patrimonio urbano de todos, que han perdurado a lo largo del tiempo y son ejes de identidades urbanas. Vivir, compartir y valorar es proteger, conservar, y revitalizar un acervo de mucho cuidado y observación por los organismos públicos con participación ciudadana, en donde se protegen los usos y costumbres de sus pueblos y barrios originarios, así como el respeto irrestricto de minorías y grupos que enriquecen la diversidad de la ciudad.

¿DÓNDE?

ORDENAMIENTO TERRITORIAL

El PLANCDMX quiere un suelo urbano con carácter social y ambiental. Para esto, determina una visión estratégica, equilibrada e integral que proteja el suelo de conservación.

A su vez, el proyecto reconoce la función de la ciudad en su escala metropolitana, plantea el fortalecimiento de su economía a través del impulso y desarrollo competitivo regional y economías locales, con el fin de equilibrar la distribución de la vivienda y el empleo.

Para esto, el PLANCDMX plantea políticas en el territorio a través de Áreas de Actuación en Suelo Urbano, las cuales definen la orientación prioritaria que se dará a diversas zonas de la Ciudad, definidas a partir de los recorridos y experiencias urbanas.

Entre los temas que se toman en cuenta se encuentran: las características físicas y funcionales del territorio, la dinámica económica y urbana, la cobertura de la infraestructura y los servicios, la distribución de la ocupación del espacio y la capacidad socioeconómica de quienes la habitan, así como la conservación del Patrimonio Cultural Urbano y las dinámicas barriales.